Header Ads

El modus operandi de los imputados en el caso "Desfalco a Ministerio de Agricultura”


SANTO DOMINGO, R.D.- 
Durante el pasado fin de semana el Ministerio Público anunció que depositó una solicitud de medida de coerción en contra de dos personas, acusadas de cometer una estafa de casi RD$ 4 millones en perjuicio del Ministerio de Agricultura.

Denominando el caso como "Desfalco a Ministerio de Agricultura”, el órgano persecutor señala como responsables a Antonio José Paredes Elizondo y a Julio Enrique Domínguez Solano.

Pero, ¿cómo estos ciudadanos pudieron supuestamente haber cometido un fraude a tal magnitud?

De acuerdo con los documentos depositados por los fiscales, la presunta estafa ocurrió entre los años 2021 y 2022, sin embargo, sus inicios pueden ser trazados hasta el principio del actual Gobierno, con el nombramiento de Julio Enrique Domínguez Fernández como encargado del Viceministerio Administrativo y Financiero del Ministerio de Agricultura, el 20 de agosto de 2020.

Ocho días después Domínguez Fernández, padre del imputado Julio Enrique Domínguez Solano, también fue designado como asesor financiero de la referida institución y, para el cumplimiento de sus funciones, se solicitó el registro de sus firmas en las cuentas bancarias de Agricultura, abiertas en el Banco de Reservas de la República Dominicana (BanReservas).

“ABUSO DE CONFIANZA”

Según el órgano persecutor Domínguez Fernández, debido a su avanzada edad, se valía de la ayuda de su hijo para realizar sus labores.

Es en esa confianza de padre e hijo, relataron los fiscales, que le permitió a Julio Enrique Domínguez Solano, también conocido como “Julito” y “El Carnal”, usurpar funciones de su papá, quien tenía asignado el usuario principal de NetBanking BanReservas.

“El imputado Julio Enrique Domínguez Solano (a) Julito y/o El Carnal, se aprovechó de la confianza y las condiciones de salud de su padre Julio Enrique Domínguez Fernández, y obtuvo acceso a los códigos de acceso del usuario principal del NetBanking Banreservas, correspondiente al Viceministerio Administrativo y Financiero del Ministerio de Agricultura, utilizándolo para fines ilícitos mediante transacciones bancarias fraudulentas”, leía parte de la solicitud de medida de coerción.

Usando este acceso, el Ministerio Público aseguró que Julito sustrajo de cuentas bancarias de Agricultura RD$ 3,810,100.

¿CÓMO LO HIZO?

Los fiscales afirmaron que “El Carnal” utilizaba el acceso de su padre para realizar transferencias a otras personas quienes, a cambio de una pequeña fracción del monto depositado, le retornaba al imputado la mayor parte del dinero malversado a sus cuentas bancarias personales.

Es en esta parte del supuesto entramado que entra el otro acusado, Antonio José Paredes Elizondo. De acuerdo con la solicitud de medida de coerción, este fue el recipiente de gran parte de las 18 transferencias realizadas por Julito desde las cuentas del Ministerio de Agricultura.

La primera instancia de este esquema fue registrada el 15 de octubre de 2021, cuando Julio Enrique Domínguez Solano sustrajo 100 mil pesos de las cuentas de Agricultura y los depositó a Antonio José Paredes Elizondo, quien devolvió a El Carnal 90 mil pesos el mismo día, quedándose con 10 mil pesos.
Este tipo de operaciones, según el Ministerio Público, se llevaron a cabo en varias ocasiones, con montos oscilando entre los RD$ 450,000 y RD$ 100,000.

De igual forma aseguraron que, en ocasiones, utilizaban a intermediarios en sus operaciones fraudulentas, como el padre de Paredes Elizondo, Antonio José Ramón Paredes, y los ciudadanos Amín Ernesto González José y Manuel Virgilio Delgado Espinal.

Paredes Elizondo era parte importante del esquema, puesto que Julito consiguió nombrarlo como jornalero en el Ministerio de Agricultura, usando la influencia de su papá.

De esta forma, y usando conceptos ficticios en sus depósitos como “Pagos labores extraordinarias”, justificaba las transferencias realizadas entre ambos.

¿DE QUÉ SE LES ACUSA FORMALMENTE?

El Ministerio Público imputa a Domínguez Solano la comisión de los delitos de coalición de funcionarios, desfalco, usurpación de funciones y asociación de malhechores.

También, lo acusa de violación a los artículos 5, 6 y 14 de la Ley número 53-07, contra Crímenes y Delitos de Alta Tecnología, así como el 66 de la Ley núm. 631-16, para el Control y Regulación de Armas, Municiones y Materiales Relacionados.

En tanto, Antonio José Paredes Elizondo enfrenta cargos por violación al artículo 146, numeral 1, de la Constitución de República; artículos 123, 124, 171 y 172 del Código Penal. Además, por coautoría en las conductas delictivas tipificadas en los artículos 5, 6 y 14 de la Ley número 53-07, contra Crímenes y Delitos de Alta Tecnología.

No hay comentarios

Imágenes del tema: enot-poloskun. Con la tecnología de Blogger.