Header Ads

R. Dom. expande exportaciones de manufactura de tecnología médica

imagen

Por SERGIO HELD

BOGOTA, Colombia.- Durante los últimos años la República Dominicana se ha convertido en uno de los principales proveedores de dispositivos médicos en los Estados Unidos. Se ha posicionado como el país latinoamericano con el mayor valor de exportación de instrumentos médicos y quirúrgicos a nivel mundial. Este año apunta a expandir sus exportaciones de tecnología médica a una tasa del 7%.

Un fuerte régimen de zonas de libre comercio y la proximidad a los EE. UU., así como un alto nivel de inglés y comprensión de la cultura estadounidense, han desempeñado un papel clave para que el país se convierta en otro centro regional para las empresas de tecnología médica, junto con Costa Rica y México, los otros dos jugadores clave de fabricación de tecnología médica en la región.

«Esta comprensión de la cultura estadounidense ha funcionado como la palanca que ha estado atrayendo más y más crecimiento a la industria de la tecnología médica, trayendo más volumen para crear más líneas de producción en la República Dominicana», le explicó Tulio Martí, asesor del clúster de dispositivos médicos de la Asociación Dominicana de Zonas Francas (Adozona), a BioWorld MedTech.

El país se centra en capacitar ingenieros para apoyar las crecientes operaciones de tecnología médica en las zonas de libre comercio, anualmente las universidades del país gradúan alrededor de 6,000 ingenieros. «Ya existe una certificación de dispositivos médicos que está disponible en el grado de ingeniería para estudiantes universitarios, para que puedan sumergirse en el campo de los dispositivos médicos», le expresó a BioWorld MedTech el vice presidente ejecutivo de Adozona, José Manuel Torres.

Muchos de los ingenieros que el país está capacitando apuntan a conseguir empleos en empresas globales que realizan operaciones de fabricación en la República Dominicana. Entre los empleadores potenciales se encuentran Johnson & Johnson, Medtronic plc, B. Braun Medical, Cardinal Health Inc., Ecolab Inc. y Cosmed Group, una compañía que ha encontrado nuevas oportunidades de comercialización de esterilización en el sector de tecnología médica en la República Dominicana.
Jose Manuel Torres, presidente de ADOZONA.


«El fortalecimiento de la infraestructura logística en la República Dominicana, además de permitir procesos de fabricación, se visualiza como la creación de un centro de distribución regional y global», dijo Torres. “De hecho, hay algunas compañías de dispositivos médicos que comenzaron con procesos de fabricación simples en la República Dominicana, con líneas de ensamblaje simples, y ahora han avanzado para poder esterilizar, empacar y enviar sus productos finales fuera del país al consumidor final «, explicó.

Actualmente hay 32 fabricantes de dispositivos médicos y productos farmacéuticos que operan bajo el régimen de zonas francas en el país. Generan más de 24,000 empleos directos, con una inversión acumulada de US $ 1.36 mil millones. Según los datos de Adozona, esto representa un 400% más que la inversión registrada para el sector de tecnología médica en 2008.

“Las exportaciones de dispositivos médicos no solo se están expandiendo debido a este tipo de inversiones, sino también porque las empresas establecidas han seguido creciendo localmente y traen más etapas de sus procesos de producción al país «, dijo Martí.

Las cifras de Adozona muestran que en 2018 las zonas de libre comercio exportaron dispositivos médicos por un valor de $ 1.6 mil millones, un aumento del 10% en comparación con el desempeño del sector en el país en 2017. «El crecimiento esperado en las exportaciones de dispositivos médicos en la República Dominicana este año es entre un 5% y 7% «, dijo Martí. El país apunta a expandir su sector de tecnología médica más allá de esas cifras.

El régimen de zonas francas está diseñado para atraer más inversiones del sector, al tiempo que ofrece exenciones de impuestos por hasta 15 años para las empresas manufactureras de tecnología médica, con la opción de renovar los contratos de estabilidad por otros 15 años. «Hay un esquema de costos muy atractivo, un costo bastante competitivo y también una importante capacidad logística», dijo Torres. «Además, hay mano de obra calificada y capacitada, y es muy competitiva en términos de costos», resaltó.

República Dominicana compite en la región con Costa Rica y México con su grupo de tecnología médica en Tijuana. Las exportaciones de tecnología médica de Costa Rica, por ejemplo, agregaron $ 3.3 mil millones en 2018, un crecimiento del 17.7%. Los tres países tienen acuerdos de libre comercio vigentes con los EE. UU., que se han convertido en herramientas clave de comercio internacional para sus economías y han visto un aumento en las oportunidades para el sector de tecnología médica.

Las cifras de Costa Rica, México y República Dominicana muestran un aumento tanto de las inversiones en instalaciones de fabricación en la región, como de un aumento en las cifras de exportaciones de dispositivos médicos. Países como la República Dominicana ahora están apostando fuertemente por el sector.

No hay comentarios

Imágenes del tema: enot-poloskun. Con la tecnología de Blogger.